Los sonidos más irritantes para el ser humano

0
206
Los sonidos más irritantes para el ser humano
Los sonidos más irritantes para el ser humano

La causa principal de que ciertos sonidos irritantes resulten extremadamente irritantes para el oído humano es la interacción entre la región del cerebro que procesa el sonido, la corteza auditiva y la amígdala, la cual participa activamente en la transformación de las emociones negativas.

Un grupo de investigadores de la Universidad de Newcastle llegó a la conclusión de que, mediante una resonancia magnética funcional, se puede observar cómo la amígdala modula la respuesta de la corteza auditiva ante un ruido, lo que lo intensifica y provoca una reacción cerebral negativa.

Para realizar el estudio, los investigadores sometieron a un grupo de voluntarios a escuchar diferentes sonidos mientras monitorizaban sus respuestas. Según los datos obtenidos, los ruidos que más irritación o grima producen, los sonidos más irritantes, debido a la potenciación de la interacción entre las partes emocionales y auditivas del cerebro, son el provocado por la fricción de un cuchillo contra el cristal y el de un tenedor contra un plato de porcelana. La respuesta cerebral ante estos ruidos no es más que una señal de aviso de la amígdala a la corteza cerebral, se trata de una reacción muy primitiva.

Al analizar las características acústicas de estos sonidos irritantes se comprueba que la línea del desagrado se encuentra entre los 2000 y los 5000 hercios de frecuencia, es decir, ese es el rango en el que los oídos son más sensibles a los sonidos.

Por otro lado, Florian Hollerweger, profesor de acústica en el Columbia College de Chicago, alude a la “psicoacústica” como el proceso detonante de esta serie de reacciones desagradables ante un sonido. Es decir, para él,  lo que más influye, en el grado de que un sonido sea más o menos desagradable, son las circunstancias y el estado emocional del oyente. Y establece la comparación de sonidos que nos gustan, produciendo el efecto contrario en un momento determinado, por ejemplo la música, la cual detestamos si es el vecino quien está dando una fiesta y no nos deja dormir. Un sonido nos puede cautivar o desagradar dependiendo de lo que estemos haciendo, de nuestro estado de ánimo o simplemente de si estamos muy concentrados en una tarea.

No obstante, el sentido del oído es singular, ya que, no podemos dejar de oír como sí podemos dejar de ver. Aunque protejamos nuestros oídos con tapones para no escuchar un ruido desagradable, lo seguimos oyendo, aunque sea débilmente. Además, en el oído es donde reside nuestro sentido de la orientación y el equilibrio, al igual que donde se produce la primera alerta ante un peligro. Quizá por eso ciertos sonidos nos provocan un gran malestar, al igual que otros nos provocan un gran placer, como la música.

Entre los sonidos irritantes más molestos está el chirrido de una tiza contra una pizarra lo que nos provoca “dentera”, una alteración brusca de los sentidos que podría ser consecuencia directa de una herencia genética que nos previene frente a determinados peligros.

Del estudio realizado por la Universidad de Newcastle se desprende que los diez sonidos más desagradables para el oído humano son:

1.- Fricción de un cuchillo contra un cristal

2.- Un tenedor contra un plato de porcelana

3.- El chirrido de una tiza contra una pizarra

4.- Una regla contra una botella de cristal

5.- Un arañazo contra una pizarra

6.- El llanto de un bebé

7.- Un taladro eléctrico

8.- Las cadenas oxidadas de un columpio

9.- Las arcadas de una persona al vomitar

10.-La fricción de dos corchos de poliestireno expandido

https://www.elconfidencial.com/alma-corazon-vida/2012-10-19/los-diez-sonidos-que-le-resultan-mas-desagradables-al-ser-humano_502694/

https://www.elconfidencial.com/alma-corazon-vida/2021-02-01/sonidos-mas-molestos-social-curiosidades_2926528/

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here